Elementos del Ejército y Fuerza Aérea mexicanos aseguraron diversos narcóticos derivado del seguimiento de una aeronave ilícita.

La Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) informó que la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) a través del radar instalado en Hermosillo, Sonora, el cual proporciona cobertura en la porción Noroeste del país, detectó que una aeronave realizaba una ruta no identificada, al verificar su información, se obtuvo que su matrícula se encontraba vencida y no correspondía a los aviones de su tipo, por lo que, en una primera fase, ordenó el despegue de un avión T-C6+ como unidad de intercepción aérea.

Posteriormente se activó la segunda fase de la operación de intercepción, desplegando a una fuerza de reacción aeromóvil con efectivos militares a bordo de un helicóptero UH-60 “Black Hawk”.

Desde el aire, el personal castrense observó que la aeronave ilícita aterrizó en el Municipio de Puerto Peñasco, Sonora, y que un grupo de personas descargó rápidamente diversos bultos en dos vehículos, motivo por el cual, se continuó dando seguimiento visual a los citados automotores, alertando al personal del Ejército Mexicano quien en la tercera fase desplegó una fuerza de reacción terrestre, con la finalidad de interceptar su movimiento.

Como resultado del seguimiento aéreo y terrestre que realizaba el Personal Militar del Ejército y Fuerza Aérea, se observó que los dos vehículos sospechosos fueron abandonados en el Municipio de Sonoyta, en dicha entidad y que sus tripulantes huyeron con rumbo desconocido.

En la cuarta fase el personal militar logró el aseguramiento de 24 bultos que contenían 433 kilogramos de metanfetamina, 30 kilogramos de cocaína, 29 kilogramos de fentanilo, 15 kilogramos de goma de opio y 500 gramos de mariguana; además, de dos armas largas, una arma corta, un chaleco táctico, 30 cargadores, 756 cartuchos de diversos calibres y seis bidones, que se encontraban en los dos vehículos.

Lo asegurado fue puesto a disposición de las autoridades correspondientes; estas actividades de intercepción aérea y terrestre evitan que sustancias adictivas lleguen a la juventud mexicana y afecten su desarrollo integral.

Cabe señalar que el instituto armado “NO Confirmó” que la aeronave ilícita haya sido asegurada.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.