El Ejército Nacional de Colombia ha llevado a cabo una operación para detener a dos sujetos que habían activado una carga explosiva a un convoy militar el pasado mes de enero y que acabó con la vida de un soldado en Arauca, cerca de la frontera con Venezuela. El desarrollo de las actividades militares que contaron con la colaboración de varias instituciones colombianas, se vieron envueltas en un intercambio de disparos por parte de los criminales y el propio ejército, dejando herido de muerte a alias Pájaro, cabecilla de las milicias. También los soldados lograron detener a alias Mica Tropo, cabecilla de la red terrorista urbana del Frente de Guerra Oriental del Grupo Armado Organizado, GAO ELN.

Ejército Colombia

Alias Pájaro, que resultó herido de un disparo, fue atendido por los socorristas militares, salvaguardando la vida y ceñidos al respeto de los derechos humanos y en cumplimiento de las disposiciones del derecho internacional humanitario le brindaron los primeros auxilios. Posteriormente, fue trasladado en un helicóptero del Ejército Nacional hacia la capital araucana para recibir atención médica prioritaria, pero finalmente murió en el centro asistencial.

Mica Tropo, según las autoridades, tendría una trayectoria criminal de más de 12 años en esa estructura terrorista, con amplia experiencia y entrenamiento delictivo en el desarrollo y orientación de acciones terroristas de alto impacto, mediante el empleo de artefactos explosivos improvisados en los municipios de Saravena, Fortul y Tame, departamento de Arauca; era el hombre de confianza de alias Raúl o Nacho, cabecilla principal del frente de Guerra Oriental, del ELN.

Por su parte, alias Pájaro, muerto en desarrollo de esa operación militar, contaba con un historial criminal de más 14 años al interior del Eln y cumplía con labores delictivas de coordinador logístico de acciones criminales, llevando a cabo la adquisición de material bélico e intendencia con el fin de proveer a las comisiones del frente Domingo Laín Sanz del Eln. También estaría encargado de realizar las actividades ilegales sobre el casco urbano de los municipios de Arauquita y Fortul. A su vez era el orientador de las redes de apoyo para el desarrollo de acciones terroristas contra la Fuerza Pública y la infraestructura critica del Estado.

Dentro de las acciones terroristas en las que se señala la participación de estos individuos se destacan el crimen del subcomandante de la estación de policía de Fortul el 25 de marzo de 2017. El 28 de marzo habría ordenado el asesinato de dos soldados del Ejército tras un hostigamiento en el caserío Caranal de Fortul cuando escoltaban a un bus de servicio público. Asimismo el ataque a un pelotón del Ejército Nacional, el 11 de septiembre del 2021, hecho que dejó a un suboficial y cuatro soldados profesionales asesinados y seis más heridos. También habría coordinado y direccionado el movimiento de cuatro delincuentes del ELN en un vehículo, para realizar las fotografías en el corregimiento de La Esmeralda, el pasado 16 de enero; asimismo habría planeado y ejecutado la acción terrorista con artefactos explosivos contra un convoy militar en el municipio de Fortul, Arauca, el pasado jueves 3 de febrero, donde un soldado fue asesinado y dos más heridos; otras acciones terroristas incluyen ataques al oleoducto Bicentenario, para continuar con la estrategia que tiene el ELN de afectar tanto a integrantes de la Fuerza Pública como a la población civil e infraestructura estratégica del Estado, en el departamento de Arauca.

 

 

Post Views: 5





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.